viernes, febrero 29, 2008

Despojarse de todas las saciedades
hasta que la sed
nos lleve a casa
a la fuente
donde el anhelo no duerme
sino que resucita

----

Para ser manantial
primero ahondarse
convertirse en sed y en grito
en esperanza
Publicar un comentario